​El francés Ousmane Dembelé podría no llevar la vida más ordenada y profesional, pese a ser un destacado jugador y militar en un equipo como el ​FC Barcelona. Así más que sea lo reveló Mickael Naya, excocinero del jugador, en declaraciones a Le Parisien, donde aseguró inclusive que familiares del futbolista conocer su situación y no hacen nada.

Según Naya, la vida de Dembelé es desordenada, y la influencia que ejerce el dinero y la fama en él no es la mejor. Pese a esto, el cocinero reveló que la situación no pasa por el alcohol, sino por los hábitos de vida que deben seguir los deportistas de alto rendimiento: «Ousmane es un buen chico, pero no tiene su vida en sus manos. Vive constantemente con su tío y con su mejor amigo, que no se atreven a decirle nada. Él y su séquito se dicen a sí mismos que, en cualquier caso, serán criticados pase lo que pase. Son ricos y no les importa», manifestó.

«Es una vida desordenada. Nunca he visto alcohol, pero no respeta en absoluto los plazos de descanso, no hay una estructura de alto nivel a su alrededor… Traté de organizar las comidas de acuerdo con los partidos, momentos de recuperación y todo salió bien», sumó.

Dembelé ha realizado varios actos de indisciplina que no han pasado por alto los directivos del FC Barcelona, una razón por la que están dispuestos a dejarlo partir en este mercado de verano.